18.09.2013

21 de Septiembre: ¡Picnic de libros en Puerto Madero!


compartir

Este sábado 21 de septiembre, coincidiendo con la llegada de la Primavera, se celebrará el "Día Internacional de la Bibliodiversidad", que pretende darse a conocer como "El Día B".

El original festejo, que data desde 2010 y fue creciendo año tras año, esta vez tendrá lugar en Puerto Madero, con una Feria de libros y editores.

De 12 a 19hs, en las afueras del Faena Arts Center (escalinatas y el arco del edificio Los Molinos) encontrarás buenos libros, buena onda, poesía, música, promociones, sorpresas.

Participarán más de 30 editores independientes: Garrincha Club, Tenemos las máquinas, La Cebra, Godot, Bajo la luna, Viajera, Tantalia, Paradiso, Santiago Arcos, Planta editorial, InterZona, Asunto Impreso ediciones, La marca editora, Marea editorial, Biblos, Araucaria, del Zorzal, Corregidor, Colihue, Lúdico, Gerbera ediciones, Calibroscopio, Arte a Babor, Mate, de la Flor, Milena Caserola, )el asunto(, Hekht, Nulu Bonsai, Lenguaje Claro, Hormé, Patricia Rizzo editora.

Además de ofrecer sus libros, cada 15 minutos los editores dispondrán de 100 segundos para compartir en el uso del micrófono sus novedades bibliográficas, opiniones políticas, aproximación a la cuestión editorial y la bibliodiversidad. 

También estarán presentes: Eric Mandarina, Virginia Janza, Santiago Llach, Julieta Mortati, Eitan Abelson,  Gastón Efficace, Federico Fashbender, Luis Chitarroni, Rafael Cippolini, entre otros poetas, escritores, músicos y artistas. 

. Más información: www.facebook.com/bibliodiversidad y www.eldiab.org

El concepto de Bibliodiversidad  
La bibliodiversidad es la diversidad cultural aplicada al mundo del libro. Como eco de la biodiversidad, se refiere a la necesaria diversidad de las producciones editoriales que se ofrecen a los lectores. Aunque los grandes grupos editoriales contribuyen debido a su producción masiva de libros a una cierta oferta editorial, la bibliodiversidad está íntimamente ligada a la producción de los editores independientes. La libertad de expresión de estos últimos los convierte en los garantes de la pluralidad y de la difusión de las ideas.  El libro debería ser un bien público, los editores independientes invitamos a las comunidades a convertirse en los actores y defensores de esta diversidad cultural adaptada al libro. En la actualidad, la bibliodiversidad corre peligro por la sobreproducción y la concentración financiera del mundo editorial, que favorecen la dominación de unos pocos grandes grupos editoriales y la búsqueda de rentabilidades elevadas.  Los editores independientes padecen intensamente los efectos de la globalización económica, que favorece la concentración financiera de este sector, dominado hoy por grandes grupos que poseen los recursos económicos, los medios de comunicación y mecanismos de difusión.  La uniformización de los contenidos está en marcha. La lógica puramente financiera empuja el mundo editorial hacia una mercantilización incompatible con la creación y la difusión de bienes culturales.  Se puede atribuir la invención del término «bibliodiversidad» a editores chilenos, cuando se creó el colectivo «Editores Independientes de Chile» a finales de los años noventa. La Alianza de Editores Independientes ha contribuido considerablemente a la difusión y promoción de ese término en varias lenguas.

El Día B 
El “Día Internacional de la Bibliodiversidad” o al que en adelante nos referiremos como “El Día B” se celebrará en distintos países el 21 de Septiembre de cada año, a partir de 2010. Hemos elegido este día por motivos simbólicos: es el día de la primavera en el Hemisferio Sur. La Primavera evoca épocas templadas, variedad, contraste de colores, vigor, florecimiento, reverdecimiento, transición, amor, perfume, el anuncio de lo nuevo.  Si bien se trata de un Día universal, se privilegia la posición del Sur, ya que una de las preocupaciones de la bibliodiversidad es enfrentar el sentido actual de la circulación del libro y las ideas, de Norte a Sur e impulsar otros recorridos: del Sur al Norte, y en el Sur de manera transversal.  Llamar la atención sobre la circulación de los libros como objetos, como portadores de ideas, como bienes culturales es la idea rectora de la acción que nos proponemos.

Envianos tu opinión (1)